viernes, 31 de octubre de 2014

VINIERON PARA ARRASAR: MEDIANOCHE EN CALLE DE LA MANO ENSANGRENTADA (y VI)



TIRÁNIDOS + NECRONES vs ELDARS OSCUROS + LOBOS ESPACIALES

REGLAS DE LA MISIÓN
Partida multijugador a 6000 puntos
Partida dos para dos con listas de 1500 puntos por cabeza donde se disputa el control de 5 objetivos. Cada uno de ellos aporta dos puntos de campaña.
Cada ejército aliado desplegará en esquinas opuestas a un máximo de 45 cm del vértice.
No se permite flanquear, pero se aplican con normalidad el resto de reglas de despliegue, despliegue rápido y reservas.
Debido a las anteriores victorias y derrotas, el bando necrón+tiránido recibe -1 a sus reservas y han de desplegarse trampas antitanques y barricadas.

INFORME DE BATALLA
En la oscuridad de las altas estancias de la Torre Escarlata, los Legítimos de la Cábala aún con los cañones cristalinos humeantes repasaban las pictograbaciones que los sensores de sus armaduras habían tomado durante la batalla.
Deleitándose con cada muerte y escena de sufrimiento, los eldars oscuros que dirigían la Cábala de los Desalmados se regocijaban con las imágenes que recogían los mejores momentos del enfrentamiento.

La Potencia de Fuego Astartes
El despliegue de los rhinos en vanguardia y de los colmillos largos en una posición de disparo permitió a los Lobos Espaciales golpear con dureza a las mayores amenazas rivales.
Desde su posición elevada los Colmillos Largos cubren a los rhinos,

derribando a las criaturas monstruosas...

mientras los cazadores grises usan las armas de fusión.
El Duelo de Titanes
Logan Grimnar descendió al planeta acomapañdo de sus guerreros para caer en el centro de la batalla desafiando el poder alienígena. Combatió contra los más feroces enemigos hasta quedar en solitario. Rugiendo de rabia se trabó en combate con el mismísimo tirano, pero la ferocidad alienígena lo dejó fuera de combate.
Los héroes de los Lobos Espaciales caen del cielo...

para batirse con los enemigos más letales.

El duelo de titanes

No  obstante entre los fenrisianos abundan los héroes y un sacerdote lobo acompañado de los exploradores con la marca del wulfen detuvieron al tirano impidiéndole disputar el objetivo.
El wulfen no teme ni a los mayores horrores de la galaxia
La Señora de lo Macabro
La hemónculo Ungith desembarcó de su incursor y abrió el portal de la telaraña para permitir que los cabalistas y el cronos tomaran el centro de la ciudad.
La hemónculo abre el portal de la telaraña...

y el cronos y los cabalistas toman el edificio central.
Después disparó con su rifle maléfico contra las criaturas sinápticas hasta que las brujas emergieron de la telaraña para asentarse en la gasolinera. Mientras las gladiadoras y la hemónculo soportaban el fuego de los gravíticos necrones, la arconte Dhanika Wounquester cazaba enemigos en solitario.
Las brujas se hacen con la gasolinera...

mientras la arconte busca más enemigos que abatir.

La Batalla por el Templo
La horda tiránida avanzaba inexorable hacia el templo obligando a la élite eldar oscuro a ganar cada metro pagando un peaje de sangre. Pese a que el último de los íncubos perecía en el terreno antaño sagrado, el Talos dejaba un sangriento reguero de víctimas hasta espulsar a todos los enemigos del objetivo.
La horda tiránida avanza hacia el templo...

obligando a la élite eldar a combatir con denuedo.

Aunque el último eldar cae entre las ruinas...

el talos se abre camino...
y despeja el objetivo.
La Hueste Imparable
Liderados por sus líderes y criptecnólogos, una horda de inmortales necrones irrumpió en el campo de batalla y acorraló o hizo huir a las escuadras de cazadores grises.
Las legiones necronas avanzan por la ciudad devastada...

acorralando a los marines espaciales...

y obligándolos a retirarse.
Con vía libre hacia el objetivo, los guerreros mecánicos se abrieron paso a través de disparos tesla y golpes de dáculus.
Poder inmortal a golpe de dáculus.
RESULTADO DE LA MISIÓN
Cuando los últimos disparos resonaban entre las calles de la capital planetaria los hombres (o alienígenas, o robots…) al mando de cada ejército hicieron recuento de la situación táctica.
Las tropas gravíticas toman el edificio del generador (1-0)

Los necrones toman la plataforma industrial (1-1)

El talos niega el objetivo del templo (1-1)

Los guerreros de la cábala toman el edificio central gracias al sacerdote lobo (2-1)

La hekatriz Ybile toma la gasolinera bajo la mirada de la hemónculo (3-1)

¡Victoria de los defensores del planeta Krigos! La alianza de Eldars Oscuros y Lobos Espaciales se ha impuesto por 3-1, que lejos de ser una victoria contundente es un resultado muy trabajado en el turno 5 (si hubiera habido más turnos…)
La movilidad superior y las unidades de apoyo obligaron a tiránidos y necrones a perseguir a los enemigos bajo una lluvia de misiles y proyectiles cristalinos.
Una gran partida con un campo de batalla impresionante y con listas que contenían unidades duras pero sin que nadie abusara de las reglas. Digno escenario final para una campaña.

EL DESTINO DE KRIGOS (RESULTADO DE LA CAMPAÑA)
ESCENARIO
EO+LE
NEC+TIR
La Muerte de la Reina Norn
0
1
Los Asesinos de la Cábala
1
0
En las Fauces del Kraken
1
1
La Evacuación del Necrarca
2
1
Medianoche en la Calle de la Mano Ensangrentada
6
2
RESULTADO TOTAL
10
5

Pese a las profecías halladas en las pictografías del mundo archivo de Prol IX y a las insidiosas maquinaciones del culto genestealer para facilitar el asalto tiránido, Krigos se ha salvado  gracias a la tenacidad de los Lobos Espaciales y a la interesada colaboración de los Eldars Oscuros.
El planeta ha perdido varios miles de ciudadanos, pero tanto necrones como tiránidos han abandonado su superficie o se limitan a pequeñas partidas en zonas deshabitadas. Además el culto genestealer ha sido prácticamente descubierto y erradicado, con lo que la población duerme más tranquila (al menos hasta que los eldars oscuros regresen de caza…)

INTEGRANTES DE LA CAMPAÑA

ELDARS OSCUROS: Con tres victorias en sus tres enfrentamientos los eldars oscuros han demostrado ser un enemigo lo suficientemente truculento y siniestro como para tener en cuenta en todo momento. Todo ciudadano imperial sabe que debe temer el astuto plan eldar…
La Troupe de Arlequines aconsejó bien a la Cábala y no sólo evitó un mal mayor, sino que se han llevado del planeta una buena colección de almas, la cabeza de un líder de progenie genestelear, un necrarca necrón y la posibilidad de volver a asolar las ciudades Krigosanas cuando los Lobos Espaciales deban atender otros cometidos.
Especial mención a la hemónculo, que hizo las delicias del público gracias a su variado y macabro equipo, al uso del portal de la telaraña y a los artefactos del dolor talos.

LOBOS ESPACIALES: Pese a eludir el gol del cojo por muy poquito y sufrir muchas bajas en la partida final, cierran la campaña con un empate y una victoria. Su tenacidad, su contraataque y su potencia de fuego demostró porque son héroes entre los defensores de la humanidad.
En los anales de la historia del planeta quedará grabado como en un momento de gran necesidad, los ángeles vengadores de bárbaro aspecto regresaron a salvar Krigos de las garras de los alienígenas. Su sacrificio recordará en todos los planetas del sector que la esperanza no está perdida y que el Imperio defiende a sus ciudadanos, reafirmando la fe y el espíritu de lucha en cada uno de los habitantes de decenas de planetas.
Mención especial a los Colmillos Largos, que con misiles, plasma y láser derribaron un gran número de criaturas sinápticas y vehículos gravitatorios.

TIRÁNIDOS: Ejército que cosechó una victoria, un empate y una derrota y que deja una sensación muy prometedora, no sólo por todas sus nuevas minis pintadas sino por su papel cada vez más consolidado. Los tiránidos no volverán a segunda.
Se llevan del planeta Krigos a su reina norn indemne, un montón de material genético astartes que procesar y el orgullo de haber dejado fuera de combate al mismísimo Logan Grimnar.
Mención especial al tirano de enjambre, que cada partida devoró unidad tras unidad de marines y a todo personaje que se cruzó en su camino.

NECRONES: Pese a llevarse dos derrotas en dos partidas, la creencia de que vinieron para arrasar dista mucho de haberse disipado. Sus nuevos fichajes pintados y la experiencia adquirida por su general auguran grandes dosis de éxito en batallas futuras (y no muy lejanas).
Pese a tener que abandonar Krigos, las huestes de inmortales apoyadas por plataformas de destrucción han sido declaradas como enemigos de máxima prioridad por el ordo xenos y deben ser combatidas hasta la aniquilación por el bien de la raza humana.
Mención especial a los rayos Tesla. Un día inspirado con los dados puede barrer a un ejército en un par de turnos.

VALORACIÓN

En esta campaña hemos participado cinco jugadores, hemos jugado a tres juegos diferentes, hemos pintado más de 30 miniaturas y varios vehículos, hemos ampliado nuestra colección de escenografía y hemos desplegado más de 12.000 puntos. Y no puedo cuantificar cuanto nos hemos reído.

Aunque el resultado final de la campaña pueda parecer cómodo, no lo ha sido en absoluto. En varios turnos y en varios escenarios tanto necrones como tiránidos llevaron la iniciativa e hicieron morder el polvo a muchos enemigos.

El hecho de llevar un tanteo arrastrado (donde Eldars Oscuros y Lobos Espaciales sacaban un punto de ventaja), de modificar las reservas en -1 y colocar trampas antitanque y barricadas en función de las derrotas y victorias en anteriores misiones es un plus de juego y trasfondo. Además saber que te juegas el destino de un mundo en una campaña hace que la partida tenga un aliciente especial.

Recomedamos a todos los que no vayan de jugones sean culoduros que organicen campañas, que aunque sean sencillitas dan muchísima más vidilla a las partidas.
Suerte con los dados

jueves, 30 de octubre de 2014

VINIERON PARA ARRASAR (V): LOS ASESINOS DE LA CÁBALA



GRUPOS DE COMBATE: ELDARS OSCUROS vs TIRÁNIDOS
Este es el último escenario que nos falta de jugar antes de la partida final. Decidimos cambiar una partida de necromunda por una de grupos de combate, donde unos asesinos despiadados enviados por la cábala actúan como avanzadilla del ejercito incursor de Commorragh. Jugaremos dos escenarios encadenados: Asesinato (donde no sólo hay que matar alobjetivo, sino también salir del campo de batalla) y Huída (donde el grupo de combate debe cruzar todo el campo de batalla hasta el incursor que han dejado escondido). 

Desde su trono de hueso en la Ciudad Siniestra, la Arconte Dhanika Wounquester ha enviado a los mejores cazadores de la Cábala para acabar con el genestealer-origen identificado por sus hemónculos. Si consiguen destruir al alienígena primigenio de la infestación la vanguardia genestealer quedará sin líder y no causará estragos entre los enemigos de la mente enjambre.
Con el ruido de una tela al rasgarse, el velo de la realidad de la capital planetaria se abre para que los cazadores persigan la mayor de sus presas. Los asesinos han llegado.

MISIÓN 1: ASESINATO
El Alástor Thaubex Cieh, gerifalte de la Corte de la Cábala de los Desalmados, observó como los soldados de la mente enjambre protegían a un genestealer purasangre que se refugiaba en un templo en ruinas erigido por los Mon-Keigh.

Pululaban alrededor de su líder como en una colonia de hormigas las obreras pululan alrededor de su reina. El desprecio por esa idea de servilismo aumentó en él las ganas de matar.

Los Guardianes de la Torre Escarlata y las brujas contratadas como mercenarios acababan de emerger de la telaraña y habían camuflado con pantallas de sombras y feromónicas su incursor, cuyo nombre escrito en runas podría traducirse como Lamento Perpetuo.
El Alástor Cieh junto a los guerreros Nilavaen, Abauk, Rynwea, Dhuel y Theydon
Weitrem Sook con depredador
La Hekatriz Ybile junto a Arore, Nidorewen, Afiradia  y Kliu
Mientras se colocaban su equipo de incursión y sus ensordecedores, el alástor observó sin disimulo a Gwayld. El merodeador ni siquiera pertenecía a la Guardia de la Torre Escarlata ni muchos menos era una bruja. Si lo habían incluido en la misión era para que fuera los ojos de alguien.  Bien – pensó Thaubex Cieh- Los ojos siempre pueden sacarse…
Gwayld, merodeador de la baja Commorragh (casaca roja)
Cuando los primeros termagantes fueron apuñalados por la espalda y el resto de patrullas de vigilantes tiránidos trazaron una ruta demasiado larga, los eldars oscuros activaron sus ensordecedores y valiéndose de la regla veloces asaltaron y degollaron al genestealer-origen. 
La espada venenosa de la Hekatriz Ybile asesina al genestealer
Sumido en la vorágine del combate cuerpo a cuerpo los guerreros de la cábala apenas pudieron ver como la Hekatriz liquidaba a la presa. El eco psíquico de la muerte de su líder provocó que las patrullas cercanas se lanzaran al asalto de los asesinos.
El Alástor Cieh vió caer a varios de sus guerreros abatidos por perforacarnes y entre ellos, en el suelo y herido en el brazo, se encontraba Gwayld. Las hordas de tiránidos se le echaron encima antes que pudiera rematarlo… La próxima vez será…
La horda tiránida clama venganza
Gracias a las granadas defensivas y a la capacidad de pegada de los guanteletes hidra, los eldars oscuros consiguieron despachar a los suficientes tiránidos como para escapar de la capilla llevándose a sus heridos. Sólo una última patrulla consiguió rociarlos de proyectiles antes que el depredador de Weitrem Sook acabara con sus vidas.
La última patrulla hiere a Dhuel...
antes de ser abatida por el depredador.
Cuando el resto de vigilantes llegaba al templo sólo encontraron cadáveres mientras los eldars oscuros se esfumaban entre las ruinas…
Los vigilantes tiránidos sólo encuentran cadáveres...

mientras los eldars oscuros escapan.

MISIÓN 2: HUÍDA
Thaubex Cieh apenas alteró su semblante cuando se percató de que todos sus soldados (incluso el malhadado Gwayld) habían sobrevivido al combate en el templo. Apresurando su marcha hacia el incursor, se lanzó a la carrera para acribillar con proyectiles cristalinos a la primera patrulla de termagantes que se encontraba entre él y el incursor que le devolvería glorioso y triunfante a la Torre Escarlata.
La primera patrulla cae bajo los disparos
Pisoteando los cadáveres enemigos y saltando sobre las trampas antitanque se lanzó al asalto junto a la hekatriz sabedor de su pericia en combate. Cuantas más vidas segaba más lleno de energía se sentía…
El combate junto al búnker se cobra varias bajas
Cuando derrotó al último enemigo, vio caer el cuerpo de Gwayld apuñalado por Nilavaen, uno de sus guerreros. Al parecer no era el único que sospechaba de la presencia del merodeador. Anotando mentalmente la perspicacia de su soldado, su paranoica mente urdió varios planes para asesinarlo y silenciar otra potencial amenaza a su estatus.
Los tiránidos (y el casaca roja) muerden el polvo
Activando sus enmudecedores dirigió a su escuadra entre las ruinas sorteando al resto de patrullas. La mente enjambre lo buscaba y cada vez más y más grandes criaturas los perseguían.
Cuando los vigilantes siguen su rastro...
los eldars oscuros se guarecen tras las ruinas
En el momento en que alcanzaron el incursor y sus motores gravíticos se activaron con un empuje vertical, los asesinos evadieron la vigilancia de las criaturas monstruosas. Rumbo a la Torre Escarlata – ordenó el Alástor Cieh- Es hora de que se reconozcan mis méritos.
A bordo del Lamento Perpetuo, los asesinos de la cábala escapan de los tiránidos
VALORACIÓN
Como siempre que jugamos a grupos de combate, la sensación ha sido muy buena. Ambas partidas las solucioné de manera fácil en parte por la regla veloces y en parte por el uso del equipo para atacantes (casaca roja, apuñalar por la espalda y enmudecedores).

Keny debutaba como vigilante y se encontró con unas patrullas pelín pasotas y la difícil tarea de detener a unos enemigos que le superaban en iniciativa. Pero sobre todo la elección y uso de su equipo de vigilantes y la cera que le di a su líder (otro genestealer) redujeron sus opciones de vistoria.

INFLUENCIA EN LA CAMPAÑA
El bando Eldar Oscuros-Lobos Espaciales obtiene un punto de campaña y se coloca 4-3 por delante de Necrones y Tiránidos.
Además, por asesinar al genestealer purasangre y huir con vida puede alterar la escenografía en la misión final.
Suerte con los dados